Salvaescaleras

Todo lo que debes saber sobre las sillas salvaescaleras

Las sillas salvaescaleras permiten a las personas con discapacidad o movilidad reducida, subir y bajar sin inconvenientes. Se trata de unos dispositivo mecánicos, en los cuales se puede ubicar una persona. De hecho, permitiendo a las personas que puedan sentarse y subir al accionar un mecanismo.

Es importante mencionar que pueden instalarse en escaleras rectas o curvas. También, que se pueden localizar en gran cantidad de sitios: en casas, en locales comerciales, en clínicas y hospitales, así como en cualquier edificio. La idea es dotar a las personas con movilidad reducida de la posibilidad de subir y descender escaleras.

Características de una silla salvaescaleras

¿Cómo son estos dispositivos? Mucha gente los confunde con las plataformas sube escaleras. Estas últimas pueden disponer de un asiento incorporado aunque la mayor parte de las veces se instala para sillas de ruedas. Otras características a tener en cuenta son:

  • Ocupan menos espacio que las plataformas para salvar escaleras.
  • Como ya mencionamos antes, es un asiento tal cual.
  • Necesitan de, al menos, 70 cm libres en el ancho de la escalera para poder instalarse.
  • Cuentan con un rail, reposapiés y brazos plegables.
  • Se accionan con bastante facilidad, basta con usar el joystick ubicado en uno de los brazos de la silla.
  • Se adaptan con sencillez a diversas geometrías de escaleras: rectas o curvas.
  • Pueden ir instaladas también en el exterior, con acabados especiales para intemperie.

 

Igualmente, cada instalación es 100% particular. ¡Nunca hay dos escaleras exactamente iguales! Por eso, es necesario que los técnicos visiten el sitio y hagan una inspección previa. Es decir, se necesita de un trabajo profesional.

¿Ocupan mucho espacio una vez instaladas estas sillas salvaescaleras?

Este mecanismo tiene una ventaja: la silla es plegable. Se abre al momento de usarla. No obstante, cuando no se utiliza se puede recoger tanto los brazos como el asiento. Por lo tanto, apenas resta espacio. De hecho, la silla abierta ocupa menos de 1 metro cuadrado. Plegada tan solo usa la cuarta parte del espacio que acabamos de mencionar.

Por otra parte, es necesario considerar el rail que se coloca sobre los peldaños. La silla se desplaza (asciende/desciende) por medio de esta pieza. El rail sí resta amplitud a los escalones. Por eso, se requiere escaleras mínimo de 70 cm de ancho para que quede espacio suficiente entre la silla y el lado opuesto. La mayoría de las escaleras sirven para instalar estos dispositivos.

¿Cuánto cuesta una silla salvaescaleras?

Responder a esta duda depende de varios factores. El precio de la silla y buena parte de los salvaescaleras se calcula estandarizado. No obstante; cada escalera tiene sus medidas, detalles y forma en que se instala este medio de ascenso. Por lo que según en qué tipo de escalera vaya instalada la silla salvaescaleras o las curvas de su recorrido, será un precio u otro.

Si deseas comprar una silla salvaescaleras, lo mejor que puedes hacer es contactar con nosotros. Evaluamos el lugar donde deseas instalar la silla salvaescaleras. De ese modo, calculamos un presupuesto. ¡Contáctanos ahora mismo! ¡Te atenderemos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *